Nueva organización en Little Caesars

Las pizzas son la primera comida que buscan los campuseros
08/07/2017 11:02am
Este año la ya conocida pizzería Little Caesars decidió organizar su servicio al cliente de una forma diferente. Solicitan hacer una fila ordenada para ingresar al lugar y sólo pueden pasar de uno por uno, esto con la intención de brindarles una mejor atención, ya que, en la edición del 2016, todos los campuseros llegaban a ordenar sus pizzas en grupos de 5 personas o más, lo que causaba mucho desorden dentro de la tienda. 
Las filas en Little Caesars no se hacen esperar

 

Tal parece que esta logística les ha funcionado de maravilla, pues en esta edición de Campus Party las ventas han sido de entre 1,300 y 1,500 pizzas al día. Durante la jornada laboral, los trabajadores de Little Caesars son totalmente amables y, aunque las filas pueden llegar a ser muy largas, el servicio es rápido y cumplen con entregar sus pizzas en pocos minutos.

El único momento de pique entre los campuseros y los empleados de Little Caesars es cuando la tienda está por cerrar; nos comentan que suelen llegar muchas personas de último momento que quieren que se les atienda rápido y, por lo general, el personal ya está trabajando en las labores de cierre como la limpieza del lugar y los cortes de ventas, lo que ha dado lugar a malos entendidos al momento de entregar las pizzas.

Sin embargo, son pequeños desacuerdos que no han tenido un impacto considerable en el corazón de los campuseros, quienes siguen amando las pizzas y mantienen como lugar preferido a Little Caesars.

Little Caesars presente en #CPMX8